domingo, 23 de octubre de 2011

La violación de Lucrecia

William Shakespeare.
Teatre Lliure de Gràcia
23-10-2011

Aparece en el escenario manteniendo una conversación banal por el móvil. Son apenas 1 ó 2 minutos ... y es la única tregua que Núria Espert va a conceder al espectador.


Lo que viene luego se anuncia como un monólogo de 75 minutos, pero parece que llamar monólogo a esa intensidad teatral absoluta donde el escenario se colma de personajes (donde habla Shakespeare: y hablan Lucrecia, Tarquinio, Colatino, Bruto; y hablan el Azar, el Tiempo, la Culpa, el Amor, la Lealtad, la Furia, la Venganza, el Poder,...) es una concesión simplista al anclaje teórico.
Así que me resisto a definirlo de esa forma y tomo prestado el nombre del espacio de Marcos Ordóñez (autor de las memorias de Espert) en El País: Puro Teatro.



El escenario antes de ser desbordado por la Espert. Foto propia.